Para luchar contra la COVID-19 en la región Apurímac se viene tomando las medidas de prevención y a pesar que se registran incrementos de casos positivos, se registra 34 camas UCI de las cuales 11 están libres; así también esta región cuenta con 5 plantas de oxígeno, gracias a importante gestión de la DIRESA y Gobierno Regional de Apurímac con el Ministerio de Salud.Al respecto, el director regional de salud de Apurímac, Julio César Rosario Gonzáles informó que en la región Apurímac, de las 34 camas UCI en la Apurímac, en el hospital sub-regional de Andahuaylas se cuenta con 9 camas de las cuales 8 están ocupadas y 1 está libre, en tanto el hospital regional Guillermo Díaz De la Vega tiene 11 camas de las cuales 3 están ocupadas y 8 se encuentran libres; mientras tanto en los hospitales de Es Salud, en Andahuaylas se registran 2 camas que están libres y en Abancay se registran 8 camas que actualmente se encuentran ocupadas.

Agregó que en el hospital de Es Salud de Abancay, se vienen implementando 4 camas UCI para fortalecer la capacidad de respuesta de esta enfermedad y respecto a las camas UCI no COVID-19, se cuentan con 3 camas en el hospital regional Guillermo Díaz De la Vega de Abancay y 1 cama en el hospital sub-regional de Andahuaylas.

Cabe precisar que respecto a las camas de atención para pacientes leves de COVID-19 en Apurímac, se cuenta con 100 camas en los hospitales blancos de Andahuaylas y Abancay.

En otro momento, el director regional de salud manifestó que la región Apurímac tiene uno de los mejores índices de permanencia en UCI, registrando un promedio de 7 días, destacando la labor del personal del hospital sub-regional de Andahuaylas y del hospital regional Guillermo Díaz De la Vega de Abancay.

Publicidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *